Menu

Trump y el precio del pretróleo

 

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, pasará a la historia por varios puntos, pero uno de ellos será su forma de manejar la economía y mandar mensajes a través de las redes sociales.

Su red social preferida para estos mensajes es Twitter. A través de ella habla desde sus relaciones con China o México hasta de los precios del petróleo. Esto último ha sido estudiado de cerca por un periodista de Reuters y como resultado tenemos la sorprendente infografía que ilustra este artículo.

Hasta ahora las palabras y gestor de cualquier líder político, y más el presidente de la primera potencia económica mundial, eran observados y estudiados por cualquier analista y periodista. Una mirada, una posición en la mesa durante una cena, un apretón de manos o un broche en la chaqueta podían poner de manifiesto sus posturas sobre cualquier tema. Ahora, además hay que estudiar con detenimiento sus mensajes en las redes sociales.

Y eso es lo que ha hecho John Kemp, reportero de energía de Reuters, que ha rastreado todas las veces en las que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha mencionado al petróleo y/o a la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) y su impacto en los precios del crudo entre abril de 2018 y marzo de 2019. Su estudio ha sido plasmado en esta infografía realizada por Visual Capitalist.

Las intenciones de Trump han ido siempre a favor de unos precios del petróleo contenidos y no ha dudado en dejarlo patente en sus tuits, criticando cualquier postura de la OPEP que no se dirigiera en ese sentido y siempre que los precios del oro negro han crecido.

El precio del petróleo y los tuits de Trump

Durante la crisis del pasado año del precio del petróleo, que llegó a sobrepasar los 85 dólares por barril, los tuits de Trump comenzaron cinco meses antes de la fecha límite de las sanciones contra Irán (noviembre de 2018). En ellos se criticaba los altos precios y se culpaba directamente a la OPEP de lo que estaba ocurriendo. Visual Capitalist resalta que los tuits como "La OPEP está en eso otra vez. ¡No es bueno!" o "¡El monopolio de la OPEP debe bajar los precios ahora!” fueron la tónica.

El 4 de noviembre de 2018, Trump impuso sanciones, pero excluyó las exportaciones de petróleo iranídesinflando una burbuja especulativa alrededor del precio del petróleo y la ira del presidente hacia la región. Como consecuencia de las sanciones, las repetidas noticias sobre la producción récord de petróleo y la creciente independencia energética en los Estados Unidos ayudaron a bajar el precio del petróleo. Aunque el ánimo del presidente se aligeró, aún persistió en sus acusaciones de que la OPEP manipulaba el precio.

Sus mensajes criticando los altos precios y aplaudiendo las caídas lograron el objetivo: los precios continuaron cayendo y cayendo a casi 50 dólares por barrilpara fines de 2018 y a día de hoy siguen lejos de los más de 85 dólares a los que llegó a cotizar en el último trimestre de 2018.

 

Fuente: https://blog.bankinter.com

 

Regresa

Comentario

Blog Search

Comments

Actualmente no hay comentarios del blog